País: Noruega
País: Noruega
Nombre Oficial: Reino de Noruega
Capital: Oslo
Continente: Europa
Territorio: 323.802 Km2
División Política: 19 Provincias
Sistema de Gobierno: Monarquía Constitucional
Población: 4.799.252 habitantes Año 2008
Crecimiento demográfico: 0.36% (2007)
Religión: Evangélicos 86.0 %, Católicos y Protestantes 3.0%, otros 11.0%
Composición Etnica: Noruegos 98.0 %, Suecos 0.6%, Daneses 0.4%, Bosnios y otros 1.0%
Gentilicio: Noruego
Idiomas: (Oficial) Noruego (dos formas Bokmál y Ninorsk)
Educación: Pública y Privada
Fiestas Patrias: 17 de Mayo, Aniversario de la Promulgación de la Constitución
Salud, Gasto Público: 8.6 % (2006)
Moneda: Coronas
Desempleo: 3.5 % (2006)
Alfabetización: 100%
Fecundidad de la Mujer: 1.8 (2007)

Noruega

Bienvenidos a un País de grandes contrastes

Alguien perspicaz dijo un día que Noruega es un país para personas de gustos peculiares. Probablemente tenga razón. País de gran longitud, naturaleza espléndida y escasamente poblado, es un paraje remoto y lleno de contrastes situado en la periferia de Europa. Es una combinación de naturaleza impresionante y alta  tecnología. Las personas de gustos peculiares ya habrán notado que se trata de una nación pequeña  con una tendencia histórica a hacerse presente. El vikingo  Roald Amundsen fue el primero en llegar al Polo Sur. Las Obras de Henrik Ibsen son representadas en todo el mundo. Edvard Grieg, Knut Hamsun, Edvard Munch- todos son elementos importantes del patrimonio cultural europeo. Noruega participa activamente en la política internacional, firmemente arraigada en la OTAN y en la ONU, pero con un cierto distanciamiento escéptico ante la integración de Europa Occidental. En dos oportunidades, con un intervalo de 22 años, los electores han rechazado el ingreso del país a la CEE/UE. En lugar de ello, ha instrumentado su relación con la UE mediante el Acuerdo de Espacio Económico Europeo (EEE).

Noruega tiene un litoral largísimo, lo que explica gran parte de su historia. Los Noruegos siempre han confiado en el mar como vía comercial y fuente de recursos, lo que les ha dado una orientación muy internacional. Por otra parte, también tienen una tradición de introspección, que se ha visto acentuada por vivir entre sus escarpadas montañas y profundos Valles. Los visitantes de todo el mundo encuentran un país con paisajes de gran dramatismo, aire puro, agua limpia y un auténtico respeto por las tradiciones. Sin embargo, también encuentran ciudades modernas y una eficiente red de conexiones aéreas, ferroviarias y viales –por no mencionar los barcos que navegan por los numerosos fiordos mágicos que se internan profundamente en la línea costera. Un país de contrastes, Un país para quienes gustan lo inusual.

 

La marcha de la historia

Desde los albores de la historia escrita, los noruegos han surcado los mares – hacia Islandia, Groenlandia, Inglaterra, Irlanda y América. Se desplazaban a través de Europa alcanzando el Medio Oriente y llegando incluso a Jerusalén. Leiv Eiriksson fue probablemente el primer europeo en llegar a América –o Vinland, cómo él llamó a esas tierras. Los Arqueólogos  Helge y Anne Stine Ingstad descubrieron en los años “60” el primer asentamiento vikingo en Terranova, cuya data sería de fines del siglo X. Los vikingos tenían la reputación de saquear despiadadamente dondequiera que fueran. Sin embargo, esta visión no es completamente cierta. El comercio fue, de hecho, más común que las tropelías. Los vikingos construyeron puentes entre los pueblos y las culturas, y las tradiciones noruegas aún llevan las huellas de las influencias que trajeron consigo desde el exterior. Los barcos vikingos eran elegantes y su aspecto podía parecer vulnerable, sin embargo demostraron tener cualidades excepcionales para la navegación. Dieron alas al espíritu  aventurero de los vikingos y les llevaron a través de los océanos, convirtiéndolos en los principales mercaderes, exploradores y navegantes de su época.

 

El Rey Olav Haraldsson (posteriormente Olav el Santo) unificó las distintas regiones del país bajo su mando y el Cristianismo se asentó en Noruega con posterioridad a su muerte en la batalla de Stiklestad en 1030. Fue sepultado en la Catedral de Nidaros y posteriormente canonizado convirtiéndose en uno de los grandes Santos de la Iglesia  Católica Medieval. Cuatrocientos años después, Noruega fue sometida a la Corona  de Dinamarca, con lo que los noruegos quedaron desprovistos, por algunos siglos, de su autodeterminación. Por ejemplo, en el siglo XV se percataron que, , sin saber como, se habían convertido en Protestantes. Fue una decisión adoptada por Christian III, Rey de Dinamarca-Noruega, sin haber consultado a los Noruegos ni menos tenido en consideración al canonizado Rey Vikingo Noruego.

La época Danesa fue seguida de una unión con Suecia a partir de 1814. Jean-Baptiste Bernardotte, uno de los mariscales de Napoleón, asumió como Príncipe  Regente de Suecia en 1810 y fue coronado Rey Carlos XIV Juan en 1818. Sin embargo, en las profundidades del sentir popular noruego persistía  un inquebrantable anhelo de independencia, que surgió con pleno vigor en 1905. Ese año, Noruega rompió su unión con Suecia después de un referendo en que solo hubo 184 votos a favor de dar continuidad a tal vínculo. El Príncipe Carl, hijo del Rey de Dinamarca, fue elegido Rey de Noruega por el Storting (Parlamento Noruego), adoptando el nombre de Haakon VII. Noruega era nuevamente una nación independiente.

Lo anterior implica que el moderno Estado de Noruega no tiene más de 100 años. Esto quizás explica parcialmente porqué los Noruegos insisten  en hacer las cosas a su manera. Y quizás también explique su denodada lucha contra los nazis durante la Segunda Guerra Mundial. Con las fuerzas de Hitler pisándoles los talones, el Rey y el Gobierno huyeron del país y durante cinco años, el Rey Haakon y el Gobierno de Noruega condujeron desde Londres la resistencia noruega.

“Miren a Noruega”, dijo el presidente estadounidense Franklin Roosevelt. La experiencia de la guerra y la formación del bloque soviético después de la guerra, llevaron a Noruega a convertirse en uno de los miembros fundadores de la OTAN en 1949. Desde entonces, la OTAN ha sido una piedra angular de la política exterior de Noruega. Todos los gobiernos noruegos desde la Segunda Guerra Mundial han desarrollado una activa política exterior, con especial énfasis en la mediación y prevención de conflictos por intermedio de ONU, la OTAN y la OSCE. Los objetivos y los métodos han cambiado, pero la determinación de Noruega por hacerse un nombre en el escenario mundial refleja, en cierta forma, su distante pasado vikingo.

 

La Noruega Política

La Familia Real de Noruega vive en perfecta sintonía con la sociedad noruega moderna, a la vez que simboliza la continuidad de la vida política del país. El Rey Harald V, el actual Monarca, representa la tercera generación de Monarcas desde 1905, y reina en una nación que no se inclina por las grandes conmociones políticas. El panorama de la política noruega parece idílico, a pesar del devenir de las alianzas políticas y los cambios de colores en el espectro político. Hasta mediados de los años “60”, el Partido Laborista (socialdemócratas) era la colectividad que con mayor frecuencia accedía al poder, en tanto que el Partido Conservador presidía la oposición. Sin embargo, desde entonces los laboristas han alternado con coaliciones de centroizquierda en el control del Ejecutivo. La mayor parte de tales gobiernos ha carecido de una mayoría clara, lo que les ha llevado a proceder con cautela. Aún así, esto no ha sido percibido como especialmente problemático y en Noruega al igual que en el resto de Europa, la mayoría de los electores se ha ido desplazando hacia el pragmático centro político. Las tensiones sociales en la sociedad noruega no son pronunciadas. Los niveles de Educación figuran entre los más altos del mundo, los salarios son altos y los principios de igualdad y solidaridad son valores clave que abarcan todo el espectro político.

También en la política exterior  se observa un consenso razonablemente amplio. El objetivo de Noruega es tomar la iniciativa en materias de derechos humanos  y medio ambiente. A menudo actúa como mediador en situaciones de conflicto y es uno de los mayores donantes del mundo en términos de cooperación al desarrollo. En otro ámbito, corresponde al Storting (Parlamento Noruego) designar al comité que otorga el Premio Nóbel de la Paz. Sin embargo en el tema del ingreso de Noruega a la Unión Europea hay puntos de vista profundamente divergentes, y las discusiones sobre la materia son frecuentemente acaloradas. Una minoría en el Storting  y la mayoría de los  electores se oponen al ingreso a la UE. Los incondicionales escépticos y su igualmente decidida contraparte han defendido rigurosamente sus puntos de vista por más de un cuarto de siglo y todo indica que continuarán haciéndolo. De muchas formas, el tema de la UE ha creado mayores divisiones en la política noruega que la tradicional dicotomía de izquierda y derecha.

 

Tradición e Innovación

Para las anteriores generaciones de noruegos, la seguridad y la prosperidad nunca fueron fáciles de alcanzar. El país era montañoso y difícil de cultivar. Nada entregaba gratuitamente, pero el trabajo duro era recompensado con creces. El mar rebosaba de pesca. Las materias primas para construir casas y embarcaciones colmaban los grandes bosques, en tanto que las montañas eran una promesa de futura riqueza. Los cauces fluviales, con sus fuertes corrientes y cascadas, ofrecían abundante energía hidroeléctrica. Noruega se ha convertido en un país próspero con pocas desigualdades sociales y con un nivel de vida que figura entre los más altos del mundo. Aún así, el pasado continúa siendo visible. El empresariado actual es un eco de sus raíces históricas. La prosperidad de Noruega está basada en sus recursos naturales y las exigencias resultantes de su topografía y clima siguen siendo igual de rigurosas. La única diferencia es que las hachas y picotas han sido sustituidas por la alta tecnología. Por ejemplo, la extracción de petróleo y gas desde el Mar del Norte ha creado una nueva industria del offshore, adaptada a condiciones extremas. Paralelamente, la acuicultura se ha convertido en una ciencia. Y todo esto podría haber ocurrido en el aislamiento. Al igual que sus ancestros, los noruegos actuales precisan de vivir en estrecho contacto con el resto del mundo. Aproximadamente  la mitad de todo lo que se produce en Noruega es exportado, en tanto que casi la mitad de todo lo que se consume en Noruega es importado. Estos factores además, de su geografía especial, han convertido a Noruega en una de las principales naciones navieras del mundo, una tradición que data desde hace muchos siglos. Cada nación es resultado de una simbiosis de naturaleza y gente, de factores internos y externos. Montañas, glaciares, valles fértiles, fiordos profundos –la naturaleza pacífica y no contaminada. Los contrastes que contribuyeron a dar forma a la bien organizada sociedad industrial de hoy en día continúan siendo visibles – lo fértil y lo yermo, la tierra sembrada y las alturas inaccesibles, el espíritu de independencia y el espíritu de cooperación, la soledad  y la comunidad. Al igual que su país, los noruegos también están llenos de contrastes.

La navegación y las productivas pesquerías en el litoral noruego convirtieron  a Bergen en una de las principales ciudades hanseáticas. El abundante acceso a la energía hidroeléctrica permitió a Noruega desarrollar una amplia producción industrial de aluminio y otros metales después de la Segunda Guerra Mundial. Desde su base inicial de productos  semi-manufacturados, la industria noruega de metales ha evolucionado hacia los productos elaborados, como por ejemplo los componentes de aluminio y otros metales ligeros para la industria internacional de la automoción.

 

Educación e Investigaciones

Los niños noruegos tienen la obligación de asistir a la escuela  durante diez años – y el derecho a continuar haciéndolo prácticamente por el tiempo que deseen. La juventud de Noruega tiene un amplio abanico de posibilidades. Cuando la economía de la posguerra comenzó a mejorar en los años 60, se aceleró proporcionalmente la construcción de escuelas y universidades. El vínculo entre la educación y la prosperidad es indiscutible. El número de jóvenes aptos para el ingreso a institutos profesionales o universidades ha aumentado desde aproximadamente 20% en los años 60, hasta casi 90% para el cambio del siglo. La población total de noruega supera ligeramente los 4.5 millones. El país tiene un número relativamente alto de universidades, colegios, institutos profesionales populares y academias de arte y diseño. Las generosas becas y préstamos  de estudios también hacen posible que los estudiantes noruegos estudien en el extranjero. También tiene relevancia un reciente fuerte incremento en el número de estudiantes mujeres. En 2000, una clara mayoría de graduados de medicina, derecho y agronomía eran mujeres, por no mencionar a las tituladas en artes, educación y ciencias sociales. La primera escuela superior técnica del mundo fue establecida en 1757 en relación con las minas de plata de Kongsberg. Las avanzadas investigaciones actuales también tienen su origen en los recursos naturales y otros factores relacionados con la naturaleza. En tal contexto, no sorprende que Noruega  sea un país precursor en disciplinas como la biología marina, investigaciones polares, tecnología de offshore para condiciones extremas, ingeniería eléctrica  y metalurgia. Las instituciones noruegas de investigación también destacan en el ámbito de la tecnología informática y la electrónica, a pesar de la ausencia de industrias de automoción o aeronáutica, que en otros países suelen servir de motores para tales investigaciones. Por otra parte, la fuerte tradición marítima de Noruega ha servido de base para un amplio nivel de investigaciones científicas. Desarrollar una base de sustento en Noruega siempre ha requerido de iniciativa y conocimientos, factores que en el mundo moderno son más importantes que nunca.

Más de 260 científicos realizan investigaciones en acuicultura, tecnología marítima y diseño técnico en la Universidad Noruega  de Ciencia y Tecnología  (NTNU), situada en Trondheim. Las investigaciones sobre la aplicación de energía mareomotriz para desalinizar agua de mar representan solo una de las áreas de investigación.

 

Una vida cultural diversificada

“Es típico de los Noruegos ser buenos en lo que hacen” declaro la ex Primera Ministra Gro Harlem Brundtland durante un muy citado discurso de año nuevo. Quizás no debió haberlo dicho. La frase fue interpretada como un envanecimiento y fue recibida con un fuego cruzado de sarcasmos. Con todo, no se niega que toco una fibra sensible en la conciencia  colectiva de Noruega. Aunque procuran evitar decirlo a viva voz o con demasiada frecuencia, los noruegos se sienten orgullosos de los logros alcanzados por su país. Son una población pequeña, que considera  que ha tenido un buen desempeño. Por una parte esta el patrimonio cultural histórico que incluye figuras de gran relieve como Henrik Ibsen, Knut Hamsun, Sigrid Undset, Edvard Grieg, Fartein Valen, Edvard Munch, Gustav Vigeland, Fridtjof Nansen, Roald Amundsen y Thor Heyerdahl, por nombrar a algunos. Y la tradición continúa, por ejemplo con Jostein Gaarder, uno de los escritores más leídos del mundo, conocido principalmente por su novela filosófica “El Mundo de Sofía”. También está el dramaturgo Jon Fosee, cuyas obras son representadas en los principales teatros del mundo. Jan Kjaerstad y Lars Saabye Christensen son precursores de un renacimiento literario que ha asegurado a Noruega el codiciado Premio Literario del Consejo Nórdico por dos años consecutivos, y que también han obtenido Herbjorg Wassmo y Dag Solstad. Eric Fosnes Hansen es otro escritor noruego con un amplio círculo internacional de lectores.

Por largo tiempo, Liv Ullmann ha figurado como una actriz y directora cinematográfica de rango mundial. Las películas noruegas han cobrado  fuerza en el extranjero, ganando o nominadas como la Rosa de Oro, el Oscar y otros galardones internacionales. Paralelamente, las coreografías de Ingunn Bjornsgaard y Jo Stromgren han abierto nuevos caminos para la danza noruega moderna. La Orquesta Filarmónica  de Oslo figura entre las principales orquestas sinfónicas del mundo y ARNE Nordheim, el compositor vanguardista noruego, ha alcanzado renombre internacional. En otro segmento de la escala, Noruega ha sido cuna de innovadores musicales como Mari Boine, Jan Garbarek, Terje Rypdal, Solveig Kringelborn y Nils Petter Molvaer, además de estrellas mundiales como el grupo pop “A-ha” y la vocalista Lene Marlin.

Si embargo, si estiramos  un poco el concepto de cultura encontraremos que el mayor amor de los noruegos es el deporte, especialmente los deportes de invierno. En tal sentido, basta mencionar Salt Lake City en febrero del 2002, cuando Noruega, una de las naciones participantes mas pequeñas, gano la segunda mayor cantidad de medallas entre todos los participantes, con once de oro, siete de plata y seis de bronce.

Las artes decorativas se han desarrollado desde una rica tradición popular hasta una innovadora forma de expresión artística. Actualmente se encuentran  en una etapa productiva y creativa, con jóvenes talentos que destacan de manera paralela a la generación establecida de artistas. En especial, la cerámica y la joyería de Noruega han despertado interés internacional tanto entre artistas como entre el público general

 

¡Bienvenidos a Noruega!

No hay muchas naciones que vivan en una relación  tan intensa de amor y odio con su clima como Noruega. Sin embargo, hay buenas razones para ello. Las temperaturas árticas mantienen gran parte del país en un cerco de hielo durante los largos meses de invierno, en tanto que el sol lisa y llanamente desaparece y deja las zonas mas septentrionales en un permanente estado nocturno, sólo interrumpido por las centellantes cortinas de las auroras boreales. Esto da al paisaje un aspecto extraño y mágico. Pero en verano llega la contraparte climática, con la luz permanente de los igualmente interminables días estivales. El sol apenas toca el horizonte antes de comenzar a elevarse nuevamente, con el mismo entusiasmo, para bañar con sus rayos el mar, las montañas y las planicies septentrionales. En verano, el sur de Noruega es un paraíso, con temperaturas  similares a las registradas en el sur de Europa. También en primavera y otoño el paisaje tiene un encanto especial, creado por la forma en que la luz se refleja en las escarpadas montañas, en los cristalinos lagos y fiordos o en las cimas de nieves eternas. La mayoría de los Noruegos vive en estrecha armonía con la naturaleza y destina gran parte de su tiempo libre para estar en sus cabañas en las montañas o en la costa, o realiza interminables recorridos por bosques y montañas, ya sea en esquís o caminando, con o sin carpa, saco de dormir y caña de pescar. Esto probablemente sea un reflejo de que algunos instintos ancestrales permanecen intactos. Y por cierto ¿qué otra explicación podría haber para el hecho que uno de los grandes éxitos turísticos recientes sea el alquiler de cabañas de pesca acondicionadas en las islas más periféricas del archipiélago de Lofoten, por encima del Círculo Polar Artico, donde en verano el sol brilla las 24 horas del día?. Noruega incluye algunas de las últimas áreas de naturaleza virgen de Europa, esto brinda experiencias excepcionales y recuerdos para toda la vida.

 

Los Fiordos

En la altura, el agua y los glaciares forman bellas cascadas que caen bailando libremente por las laderas casi verticales de las montañas. Por debajo puede que el almuerzo pase nadando, tire el anzuelo al fiordo y las aves marinas volarán alrededor del barco al sacar una caballa fresca. En angostas entradas en las montañas hay pequeñas fincas de montaña que recuerdan la vida dura y solitaria de los que anteriormente vivían aquí. Algunas de las zonas de fiordos y montañas forman parte del Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO. Y el paisaje de los fiordos del oeste de Noruega con los fiordos Naeroyfjorden y Geirangerfjorden acaba de ser declarado el lugar mejor cuidado del Patrimonio de la Humanidad por un estudio de National Geographic.

 

Costa y Cultura Costera

A lo largo de la larga costa se encuentran playas, ciudades costeras con mucha vida, fiordos mundialmente conocidos y puertos pesqueros vivos con cabañas antiguas de pescadores restauradas. Muchos de los archipiélagos son unas verdaderas perlas naturales con una flora y fauna única donde se puede experimentar la comida y la cultura local. La costa del sur es donde encuentra el verdadero verano Noruego. En el norte se pueden visitar pequeños puertos pesqueros que todavía están funcionando. Muchas de las cabañas  donde vivían los pescadores antiguamente durante la época de la pesca, los llamados rorbu, están restauradas convirtiéndose en alojamientos especiales. A lo largo de la costa también se encuentran faros que ya no están funcionando, pero que se alquilan para el alojamiento en la boca del mar, muy cerca de la naturaleza y los elementos.

Oslo, la capital

Oslo es a menudo denominada la capital verde de Europa debido a sus extensos bosques y su ubicación al lado de un fiordo. En 2008, la nueva ópera de Noruega, que representa un iceberg que sale de las aguas, abrió sus puertas a dos pasos del centro de la capital en la orilla del fiordo. A poco más de tres horas de España le espera esta ciudad de cultura y naturaleza. Oslo es la ciudad de la diversidad, histórica y acogedora, en ella se pueden visitar los museos y las atracciones  más conocidos de Noruega.

 

Trondheim, la capital histórica de Noruega

Fue fundada por el rey vikingo Tryggvason en el año 997 y es una de las ciudades mas antigua de Escandinavia, fue la primera capital de Noruega y las joyas reales se conservan y se exponen en el Palacio del Archebispo. Olav, el Rey Santo, esta enterrado en ella en la Catedral de Nidaros, lugar sagrado nacional. En la Edad Media, Trondheim – o Nidaros, nombre de la ciudad en aquella época –constituía uno de los lugares de peregrinaje más importantes del norte de Europa.

 

Especialidades gastronómicas

Noruega es reconocida por la calidad de sus productos y sobre todo de sus pescados y mariscos, se encuentra fácilmente salmón o trucha ahumada o amarinada, pero no hay que olvidar probar los deliciosos pescados de blanca carne y recién pescados, como el bacalao, el fletán y el pez lobo.

También se aprecian mucho los arenques y crustáceos, como también  poder comprar directamente al pescador unas gambas del fiordo  recién pescadas y  saborearlas en el puerto junto a una cerveza fresca. A los amantes de la carne pueden probar la carne de reno, ciervo, alce o perdiz ártica, servida al modo tradicional, con una salsa marrón espesa, y acompañada de tyttebaer, arándonos árticos y una copa de vino tinto. Una excelente manera de llevarse un buen recuerdo  de la cocina noruega.  Un plato muy apreciado en verano es la carne curada de cordero que se suele servir con flatbrod, el fino y crujiente pan que es otra especialidad de Noruega, nata fresca y huevos revueltos, y para acompañarlo nada mejor que una cerveza noruega o una copita de aquavit, exquisito aguardiente a base de patatas y comino. De postre se recomienda las fresas noruegas o las molte, zarámoras árticas. Otra especialidad es el geitost, es un queso de cabra marrón con un ligero sabor a caramelo y que es uno de los productos más típicos de Noruega.

 

El Ártico Noruego

Los samis son los indígenas Noruegos, han vivido en comunión con la naturaleza y han desarrollado la cultura sami desde que los primeros hombres llegaron a las zonas árticas de Noruega hace más de 11.000 años. El Ártico Noruego es el reino de la luz. La perla del ártico es Svalbard, a medio camino entre la tierra firme de Noruega y el Polo Norte se encuentra este archipiélago, en el que las luces árticas son fascinantes e inolvidables, tanto si se trata del sol de medianoche, como de la noche polar

Nivel de vida

Noruega ha sido varias veces denominada el mejor país del mundo por el PNUD. Noruega también se destaca como uno de los países con mayor igualdad de oportunidades, según el índice de Disparidad entre Géneros elaborado por el Foro Económico Mundial. Actualmente, los Noruegos son más longevos que nuca antes. En 2008, los recién nacidos tenían expectativas de vida de casi 83 años. La población  goza en general de buena salud y la mortalidad infantil es mínima. El alfabetismo es virtualmente del 100 % y prácticamente todos los miembros de la población han superado la educación secundaria. No hay extrema pobreza en Noruega, y el nivel de pobreza relativa es bajo comparado con otros países de la OCDE. El Producto Interno Bruto (PIB) per cápita es alto y la riqueza esta distribuida con igualdad entre la población. Hay un alto grado de igualdad de oportunidades en todos los niveles de la sociedad. De acuerdo con su orientación de Estado de Bienestar, Noruega ha llevado a cabo un servicio de salud pública universal financiada con los impuestos y con un plan de seguridad social nacional, aplicable a todos los ciudadanos y residentes, que proporciona una gran cantidad de ventajas sociales. Tanto el consumo público como el privado han aumentado enormemente desde 1900, y la riqueza de las últimas décadas se debe principalmente al descubrimiento y explotación de los yacimientos de petróleo y gas natural del Mar del Norte. Bajo la creciente presión  de la modernización y la urbanización, los modelos estables y tradicionales instituidos en el pasado se han visto reemplazados por una tendencia hacia una mayor movilidad, en la que la gente se mueve y cambia de trabajo mucho más frecuentemente.

 

Permiso por baja maternal y paternal

¿Sabia usted que los progenitores noruegos tienen derecho o permiso por baja maternal pagada durante el primer año de vida del menor?. Asimismo, y con el fin de incentivar a un mayor número de hombres a participar en la atención de los recién nacidos, 10 semanas de la baja son reservadas para el padre. El objetivo del permiso maternal es dar a los progenitores la posibilidad de combinar su actividad laboral con el cuidado de menores. Este sistema ha contribuido a que Noruega se sitúe a la vanguardia europea en los índices de natalidad y participación femenina en la actividad económica. Los progenitores noruegos pueden elegir entre usar un total de 48 semanas de permiso maternal pagado, con goce del 100 % de su sueldo, o 56 semanas con el 80 % del sueldo.  

Desde 1977, los padres han tenido la posibilidad de compartir el permiso con las madres. Aún así, sólo el 2-3% de los padres aprovechaban tal posibilidad a comienzo de la década de 1990. En 1993 se instauró una cuota para padres, con el fin de incentivar a un número mayor de hombres a participar en la atención de sus hijos durante el primer año de vida. Hoy en día, la cuota para padres consiste en 10 semanas del período de la licencia post-parto. Si los padres no usan esta cuota, la familia pierde el beneficio. Noruega fue el primer país del mundo en instaurar este sistema. Los resultados son impresionantes. En 2008, el 90 % de los padres aprovechó su cuota, en tanto que el porcentaje de varones  que usan un período mayor de la licencia también va en aumento. En 2008, el 16.5% de los padres tomó un periodo mayor del permiso que la cuota en sí. El equivalente para 2000 era de 11%.

Con la cuota para padres, el papel del padre se ve fortalecido, ya que los hombres han podido desarrollar lazos estrechos con sus hijos, desde el nacimiento mismo, y esto ha tenido efectos que van mucho más allá del período del permiso. Así, los hombres exigen en grado mucho mayor que antes trato igualitario en casos de, por ejemplo, custodia de menores. En 2009 se presentó un informe al Parlamento sobre los hombres, el papel del padre e igualdad de oportunidades. El informe es el primero a nivel mundial.

 

Sistema de Seguridad Social

Todos los ciudadanos noruegos y los trabajadores particulares tienen automáticamente derecho a estar integrados en el Sistema Nacional de Seguridad Social, un plan de seguridad social del estado que da derecho a sus afiliados a pensiones (jubilación, supervivientes, discapacidad) y da subsidios por accidentes laborales, accidentes y enfermedades, embarazo, nacimiento, familias monoparentales y decesos. Aparte de los planes para subvenciones familiares y ayudas económicas para padres con niños pequeños, la Seguridad Social incluye el sistema general de seguros más importante de Noruega. A finales de 1999, casi 1.1 millones de personas recibieron desembolsos de la Seguridad Social como su principal fuente de ingresos, a lo que hay que incluir aproximadamente 900.000 jubilados. La Seguridad Social se financia con las cuotas de afiliación de los trabajadores, autónomos y otros asegurados, contribuciones de los empresarios y aportaciones del estado.

Los servicios sociales públicos surgieron en el siglo XVIII. Antes, la Familia, la Iglesia o las Parroquias se responsabilizaban de ocuparse de los pobres, los enfermos y los ancianos. La expansión de los servicios sociales y de la seguridad social  esta íntimamente ligada al proceso de industrialización. La industrialización  trajo consigo nuevos riesgos laborales, más movilidad y con ello una disminución  de los lazos familiares. A la vez, proporciono  las bases económicas para la reforma social. El Seguro de Accidentes Noruego para Trabajadores de Fábricas, de 1895 se amplió gradualmente para aplicarse a otras profesiones, a lo que siguió la introducción de subsidios por enfermedad, jubilación (1936), desempleo (1939), discapacidad (1960), viudedad y madres solteras (1964). En 1967, las ventajas sociales introducidas antes de la 2° Guerra Mundial se incluyeron en el Plan Nacional de la Seguridad Social. Los pagos provenientes de este plan se determinan por el número de puntos de pensión que un individuo ha conseguido.

El país de los grandes contrastes, lo espera

Pulso del Mundo agradece a la Embajada de Noruega en la República Argentina, la información brindada, la que se ampliará y actualizara progresivamente.